Al elegir muebles cocina Alcoy hay que tomar la decisión de qué electrodomésticos integrar en la cocina y cuáles dejar de manera independiente. La cafetera puede ser una decisión en la que no estén de acuerdo dos personas de una pareja, especialmente si una de ellas no es amante de esta bebida o si les gusta el café de diferentes tipos de cafeteras.

Cuando se diseña la cocina muchas personas no tienen en cuenta la cafetera sin darse cuenta de que si tiene en mente una cafetera expreso deberían de buscarle espacio de antemano ya que no hablamos de modelos pequeños.

Si, por el contrario, ya se tiene claro que se quiere una cafetera italiana para la cocina o una moderna cafetera de cápsulas, la decisión es muy fácil, porque este tipo de aparatos o bien se recogen al acabar de utilizarlos o bien son pequeños y discretos.

Ventajas de la cafetera integrada

Las cafeteras integradas en la cocina son muy bonitas. Quedan incluso decorativas y pueden ser un punto de distinción. Pero a quién más van a agradar este tipo de cafeteras es a aquellas personas que disfrutan mucho con el café expreso bien hecho, al más puro estilo italiano.

Este tipo de cafeteras son grandes y ocupan bastante espacio en la encimera. No están pensadas para poder guardarse cuándo no se utilizan, como las de cápsulas. Por tanto, están todo el tiempo a la vista. Al estar integradas dentro de una columna se libera espacio en la encimera y se gana en diseño, con lo que se están matando dos pájaros de un tiro.

Desventajas de la cafetera integrada

Una de las desventajas de este tipo de cafeteras es que si se desea cambiar el modelo el nuevo tiene que encajar perfectamente en el hueco que hay pensado para este electrodoméstico. Y si nos decidimos por una cafetera de otro tipo, por ejemplo por un modelo de cápsulas para poner en la encimera, tendremos que buscar un modo de tapar ese espacio.

Por eso, si se quiere una cafetera integrada se recomienda que sea de buena calidad, pensada para durar mucho tiempo y que en el caso de que se estropee se puedan encontrar fácilmente piezas de recambio. Dado que no son muy baratas, lo mejor es ponerla solo si realmente se le va a dar uso y es algo que va a valer la pena para la gente de la familia.